Inicio > Dietas > Repostería

Repostería

Compártenos:

Las gastronomía cada vez hace más parte del ser humano y no solo eso sino que evoluciona y cada vez mejora más, con cada uno de los alimentos correspondientes que se mezclan y que crean nuevas fusiones, esto hace que la gastronomía en cierto modo evolucione y crezca mucho más, ofreciéndole al mundo nuevas cosas, nuevos sabores, nuevas mezclas, nuevas comidas y nuevos productos. Desde hace muchos años se cuenta con el chocolate este productos es algo muy antiguo y que gracias a su excelente sabor nunca dejará de ser importante. Con el chocolate se crean muchos productos y se hacen mezclas muy nuevas y bastante exquisitas. Existen muchas fusiones que se hacen; especialmente se utiliza en la Repostería. Esta clase o tipo de comida resulta muy deliciosa para el paladar dulce y hace que se convierta adictivo para ciertas personas que lo prueban.

La Repostería  usa en demasiadas combinaciones y mezclas el chocolate  haciéndolo valer y haciéndolo cada vez más apetecido en el mundo de la gastronomía. Son muchas las mezclas que se obtienen y se pueden realizar con el chocolate. Este dulce resulta ser la adición de muchas personas, el chocolate como bien se sabe relacionado estrechamente con la Repostería tiene para ofrecer los mejores pasteles de chocolate que te puedas imaginar. La receta perfecta que te hará querer probar cada vez más el chocolate y comerlo de forma loca.

Haz el mejor pastel de chocolate

-Ingredientes del pastel de chocolate:

  • 2 huevos
  • 1 taza de agua
  • 1 taza de leche
  • 1/2 taza de aceite de girasol
  • 2 tazas de azúcar normal
  • 2 tazas de harina
  • 1 taza de cacao en polvo
  • 1 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1 cucharadita de sal
  • 2 cucharaditas de esencia de vainilla

-Modo de preparación:

En un bol mezclamos el azúcar, la harina, el cacao en polvo, el bicarbonato sódico y la sal. Una vez bien mezclados estos ingredientes formaremos un agujero en el centro de la mezcla y añadiremos los huevos, la leche, el aceite de girasol y la esencia de vainilla. Por último incorporamos la taza de agua a la mezcla. Se recomienda que el agua la incorporemos muy caliente, ya que esta forma será mucha más fácil hacer una mezcla más homogénea.

Procedemos a batir la mezcla durante al menos dos minutos. Cuanto más batida esté la mezcla más fino será el resultado final. Finalmente pondremos a precalentar el horno unos diez minutos a unos 180º C. Mientras tanto engrasaremos el molde en el que vamos a cocer la mezcla con mantequilla. Por último enharinamos el molde. Verteremos la masa dentro del molde que, en este momento estará un poco aguada. Es algo normal en este momento del proceso.

Hornearemos a 180ºC durante 30 o 35 minutos. Un truco para saber si nuestro pastel de chocolate está totalmente cocido consistirá en clavar un cuchillo fino en el centro del pastel. Veremos que cuando todavía necesite más cocción el pastel de chocolate el cuchillo saldrá manchado. Una vez que salga limpio podremos apagar el horno.

Hay que tener en cuenta que no debemos sacar inmediatamente el pastel de chocolate, ya que si no se ha enfriado un poco puede ocurrir que todo lo que ha subido gracias al bicarbonato sódico se venga abajo y pierda toda su presencia.

 

 

Compártenos: